martes, 10 de diciembre de 2013

De vuelta al trabajo.....

Hacía un tiempito que no escribía y es que he estado en una etapa de adaptación, es más creo que aún no termino de salir de esa etapa...tuve que regresar al trabajo. La verdad es que antes pensaba que no era mujer de estar en casa que necesitaba salir a trabajar y mano al pecho, hasta a veces criticaba a las mujeres que se quedaban en casa para cuidar a sus hijos y ahora las envidio totalmente!.

Recién voy a cumplir un mes desde que entré a trabajar y si bien no me puse a llorar el primer día de trabajo como tanto temía, si fue un choque porque estuve 3 meses de para y en casa con mi bebé, pero ahora debía balancear mi vida profesional con el ser madre.....ya sé que no soy la primera ni la última mujer en el mundo que lo hace o lo tiene que hacer, pero no todas asimilamos el regreso al trabajo de la misma manera.

Como dije, pensé que estaría llorando por cada rincón de la oficina pensando en mi chinita, si bien no fue así, no puedo estar del todo tranquila porque a pesar de que mi mami me ayuda estando en casa con la nana, necesito saber que mi gordita esta bien y que las cosas se están haciendo como yo las haría estando en casa (soy un poco obsesiva con el hecho de que las cosas deben hacerse o salir como lo quiero o he planeado), eso hace que llame al menos una vez por la mañana y otra en la tarde (ya me gasté mi saldo en llamadas)....además, todavía no agarro nuevamente el ritmo de trabajar, aunque no lo parezca estar de "para" durante 3 meses es regular y llegas a desacostumbrarte a ser la máquina productiva que antes podrías ser y si a eso se le suma el hecho de que ahora entro 9:30am por el horario de lactancia, salgo al medio día para ir a mi casa almorzar y darle de lactar a mi china; y a las 5:30pm cual Pedro Picapiedra estoy marcando mi salida porque la nana tiene un horario, entonces mi día de chamba se ve reducido y no es mucho lo que pueda producir. Lamentablemente eso no es muy entendible en mi trabajo donde te miden de acuerdo a tu producción, pero de alguna manera los comprendo.

He tratado de organizarme, de nos distraerme pensando en que pasará en mi casa, pero la verdad me esta costando....antes podía estar en el trabajo desde las 7am y quedarme hasta las 10pm, pero ahora sólo quiero estar en casa con mi bebé.

Hace unos días una amiga que dejó de trabajar en cuanto tuvo a su hija me comentaba que sentía pena de que su vida profesional se había estancado y que las personas con las que había entrado a trabajar en un momento ahora tenían mejores puestos....cuando la escuchaba pensaba en lo mucho que daría yo por tener el tiempo que ella puede disfrutar en casa con su pequeña y ahí cai en cuenta que no siempre estamos conformes con lo que tenemos quizás por nuestra naturaleza de querer más o de tenerlo todo al mismo tiempo y no siempre se puede, por eso creo que la solución a no sentirte "inútil" laboralmente hablando es poder tener algo propio que puedas manejar desde casa y te permita disfrutar el tiempo con tus hijos.

Yo quisiera poder cumplir mi sueño de poder trabajar desde casa para poder estar con mi hijita y espero que un día Dios así me lo permita, aunque claro, el 90% depende de mí y de mi determinación para sacar adelante el pequeño negocio que tengo (si es que no lo mencioné antes hago tortas y cupcakes).

He decidido que 2014 será el año en que me saque la mugre por mi negocio, pero en ese proceso se que no estaré al 100% en mi trabajo, lo cual tampoco es justo y que de hecho dividiendo mi vida en mi trabajo habitual y en el trabajo desde casa, quizás me pueda perder algunas cosas del crecimiento de mi china, pero creo que será un tiempo de pequeños sacrificios para luego poder estar en casa con ella como tanto anhelo y pudiendo trabajar a mis tiempos.




No hay comentarios:

Publicar un comentario